0

Es necesario tener un poco de grasa en el cabello. Sin embargo, el exceso de grasa en el cuero cabelludo es una preocupación muy común, tanto para los hombres como para las mujeres. Esta condición puede hacer que el cabello se vea opaco, pesado y sin vida. Ese aceite ceroso, conocido como “sebo”, se produce en las glándulas que se encuentran debajo del cuero cabelludo. El sebo desempeña un papel fundamental a la hora de proteger al cuero cabelludo de las infecciones, y se encarga de lubricar tanto la piel como el cabello. En otras palabras, esa grasa es un componente esencial para mantener la salud del cabello y del cuero cabelludo.

Pero como dice el refrán: todo en exceso es malo. La producción excesiva de sebo puede hacer que el cabello se vea más grasoso y pesado. La grasa también se mezcla con el sudor, las células muertas de la piel y los residuos de productos capilares, creando un entorno muy dañino para el cabello y para el cuero cabelludo.

Afortunadamente, no es tan complicado lidiar con este problema. Con unos pequeños cambios que hagas en tu rutina de cuidado capilar, podrás tener un cuero cabelludo equilibrado, lo que te ayudará a mantener tu cabello en el mejor estado posible.

Lo que puede estar indicando el cuero cabelludo graso

Antes de tratar de combatir ese exceso de grasa, debes prestarle atención a lo que te está indicando esa condición. Aunque la genética puede determinar qué tanta grasa producen nuestras glándulas sebáceas, el cuero cabelludo graso también puede ser un síntoma de un problema dermatológico que debes abordar. También puede indicarte que debes prestarle más atención a tu rutina de cuidado capilar, y a los productos que te aplicas en el cuero cabelludo.

Si no tienes claro cuál es la causa de tu cuero cabelludo graso, las siguientes líneas podrían ayudarte a esclarecer el panorama.

Estás utilizando el producto equivocado

El cabello de cada persona es diferente. Por eso podemos encontrar tantos productos para distintos tipos de cabello. En efecto, cada caso requiere una fórmula particular que contenga los ingredientes necesarios. Si usas un producto equivocado para tu tipo de cabello, o usas el producto correcto pero en exceso, se podría generar una acumulación que terminará irritándote el cuero cabelludo, poniéndolo demasiado graso.

Te estás lavando demasiado el pelo

Cuando nos lavamos el pelo con demasiada frecuencia, lo despojamos de sus aceites naturales. Para tratar de resolver la situación, el cuero cabelludo trata de producir más sebo, para compensar el que ha perdido. Este desequilibrio termina generando una producción excesiva de grasa en el cuero cabelludo.

No te lo estás lavando lo suficiente

Si la limpieza no se realiza con la suficiente frecuencia, la grasa, la suciedad y los residuos se acumularán sobre el cabello. Es importante que uses un champú adecuado para mantener limpio el cuero cabelludo, eliminando cualquier exceso de grasa.

No estás acondicionándote el cabello correctamente

Si te aplicas el acondicionador en el cuero cabelludo, en vez de aplicártelo solo en las hebras, las raíces se te pondrán más aceitosas de lo normal. Además, si el acondicionador es demasiado pesado para tu tipo de cabello, las raíces también pueden ponerse más grasosas, y el cabello se te pondrá más pesado.

Cuatro formas de tratar el cuero cabelludo graso

Ahora que conoces los factores que más suelen contribuir al cuero cabelludo graso, es hora de que aprendas a prevenir y resolver el problema.

Modifica tu rutina de cuidado capilar

Si sabes que tu rutina está contribuyendo a ese exceso de grasa, entonces es hora de que hagas algunos cambios. Primero cámbiate a un champú que no tenga aceites incorporados, y úsalo cada dos días. Además, asegúrate de aplicar el acondicionador solamente en las puntas del cabello. Recuerda que las hebras son las que necesitan más hidratación, así que debes aplicar el acondicionador solo desde la mitad del cabello hasta las puntas.

Usa un tratamiento clarificante

Si ya hiciste los cambios necesarios en tu rutina, pero tu cuero cabelludo sigue produciendo demasiado sebo, deberías hacerte un tratamiento clarificante una vez al mes. Los champús clarificantes brindan una limpieza profunda, y revitalizan nuestra cabellera. Al eliminar el aceite, la suciedad y la grasa, los clarificantes logran restaurar el cabello, dejándolo más suave, brillante y manejable.

Prueba un exfoliante para el cuero cabelludo

Las exfoliaciones regulares son buenas para la piel, y la piel del cuero cabelludo no es la excepción. Los exfoliantes para el cuero cabelludo eliminan las células muertas de la piel, los residuos y el exceso de grasa. Además, estos exfoliantes suelen tener ingredientes granulados para reducir la caspa y la irritación causadas por el exceso de grasa. Solo asegúrate de elegir un exfoliante que sea adecuado para tu tipo de cuero cabelludo.

Evita los productos capilares con aceite

Si tu cuero cabelludo es naturalmente grasoso, seguramente los productos a base de aceite o cera serán demasiado espesos para ti. Estos fijadores pueden aumentar la acumulación de residuos, haciendo que el cuero cabelludo se te ponga más grasoso todavía. Antes de comprar cualquier producto fijador, siempre debes revisar los ingredientes para asegurarte de que tu cuero cabelludo no termine poniéndose más grasiento.

Conclusión

Tratar un cuero cabelludo grasoso no tiene por qué ser complicado. Solo tienes que saber cuál es el problema de raíz para poder prevenirlo, y elegir los mejores productos según tus características. Una vez que encuentres el remedio correcto, podrás disfrutar de un cabello brillante y lleno de vida, que será la envidia de muchos.

En Vinci Hair Clinic nos especializamos en una amplia gama de tratamientos contra la caída del cabello. Estamos a tu disposición, para que recibas un diagnóstico profesional y conozcas las diversas opciones de tratamiento que te podemos ofrecer. Si estás presentando entradas pronunciadas o pérdida capilar, solo llámanos y reserva tu consulta gratuita y sin compromisos.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

© Copyright Vinci Medical Group 2006 - 2020

Images included in this and any Vinci Hair Clinic website, especially images of Vinci Hair Clinic clients, are the property of Vinci Hair Clinic and not to be reused by any third party without the express permission of Vinci Hair Clinic

X