Cuando los champús y acondicionadores 2-en-1 llegaron por primera vez al mercado, ayudaron a los fanáticos del champú a conseguir más humectación en sus duchas diarias. Era una opción más rentable en contraste con comprar botellas de champú y acondicionador por separado. Los champús y acondicionadores 2-en-1 originales estaban más enfocados en el efecto limpiador del champú que en el acondicionador, a pesar de que la meta era restaurar la humectación.

La mayoría de estos productos contenían fuertes detergentes que le quitaban al cabello sus aceites naturales mientras contenían solo unos pocos ingredientes acondicionadores. El resultado, la mitad de las veces, era un cabello crujiente y quebradizo cubierto con el producto. Afortunadamente, la fórmula ha cambiado durante las últimas tres décadas.

Elementos que le encantan al cabello como la proteína de soya y la vitamina B5 están presente en las fórmulas y acondicionadores principales de hoy en día. Contienen todo lo que tu cabello necesita para verse de lo mejor.

¿Qué es un champú y acondicionador 2-en-1?

Un champú y acondicionador 2-en-1 posee las propiedades limpiadoras del champú y algunas de las propiedades humectantes del acondicionador. Los surfactantes aniónicos son usados comúnmente para limpiar el cabello. Los químicos catiónicos como poli cuádruples son usados en acondicionadores y se adhieren al cabello para acondicionarlo. Tratar de mezclar estos dos materiales incompatibles en una única fórmula puede resultar en un producto nada atractivo.

Por consiguiente, los champús acondicionadores han sido el enfoque de una gran número de estudios en el negocio. El resultado es que los químicos cosméticos han desarrollado un método único para proporcionar los químicos acondicionadores. Se origina del champú que optimiza el ratio de químicos o emulsiones que ‘esconden’ los agentes y polímeros acondicionadores.

¿Cómo funciona?

La respuesta depende del tipo de champú y acondicionador 2-en-1 que tienes en tu baño. Si usas un champú y acondicionador 2-en-1 que contiene sulfatos y parabenos, es probable que este siembre el caos en tu cabello; las sulfatos eran los desagradables detergentes en los champús y acondicionadores 2-en-1 de los 80, mientras que los preservantes como parabenos pueden causar irritación en la piel y otros problemas de salud.

Los sulfatos y parabenos no están presentes en los champús y acondicionadores 2-en-1 de hoy. Estos productos también usan ultra-humectantes, debido a los químicos nutrientes que acondicionan y sanan el cabello mientras lo limpian gentilmente con una acción de baja espuma; este es el trabajo del 2-en-1.

¿Cuáles son las desventajas de un 2-In-1?

La acumulación de producto puede ser un problema para muchos champús y acondicionadores 2-en-1. Con el tiempo esto hará que tu cabello se vea apagado y pesado. Necesitarás usar un champú limpiador para dejar el cabello al desnudo y comenzar el procedimiento nuevamente para deshacerte del residuo. Otro problema con los champús y acondicionadores 2-en-1 es que pueden secar el cabello y el cuero cabelludo.

¿Cómo eliges el producto correcto?

De nuevo, todo se trata de los componentes. Es importante echar un vistazo a la composición de cualquier champú y acondicionador 2-en-1 para ver si funcionará para tu cabello. Primero que todo, tienes que evitar el sodio, sulfatos, parabenos y otras sustancias potencialmente dañinas en los champús y acondicionadores. En su lugar, busca productos que usen componentes naturales que sean ultra-hidratantes y ofrezcan un brillo duradero. Algunos productos incluso van más allá de la categoría 2-en-1; existe un revolucionario acondicionador limpiador 5-en-1 que hace tanto que jurarías que es supernatural.

Ventajas del champú y acondicionador 2-en-1

Si eliges un champú y acondicionador de calidad que contenga sustancias saludables, disfrutarás de los siguientes beneficios.

Un cabello y un cuero cabelludo con apariencia más saludable

Cambia de un champú y acondicionador regular a un mejor producto y verás rápidamente una diferencia en la apariencia y en cómo se siente tu cabello. Los productos basados en químicos fuertes le quitan los aceites naturales a tu cabello. Por otro lado, con solo un par de lavadas usando un excelente producto para el cuidado del cabello, tu cabello se sentirá más suave y saludable.

El cuero cabelludo es donde nace el cabello y cómo se vea tu cabello depende ampliamente de cómo cuides la piel desde la cual crece. Los químicos fuertes pueden resultar en acumulación de producto, irritando el cuero cabelludo y haciendo que tu cabello se torne grasoso. Un cuero cabelludo poco sano también puede hacerle daño al cabello haciendo que se torne seco y frágil, lo que resulta en un cabello encrespado y quebradizo.

Ayuda con el crecimiento del cabello

Tu cabello y cuero cabelludo estarán considerablemente más saludables si no usas ingredientes que dañen tu cabello todo el tiempo. El crecimiento de cabello nuevo puede comenzar sin dificultad en los folículos pilosos si el cuero cabelludo no está excesivamente grasoso o seco u obstruido por la acumulación de producto.

Conclusión

El champú y acondicionador son artículos esenciales en el cuidado del cabello de todos. Sin embargo, algunos champús y acondicionadores contienen sustancias perjudiciales para el cabello y cuero cabelludo. Pueden causar el quiebre, caída y daño del cabello. Por eso es crítico entender el contenido en los productos para el cuidado del cabello, particularmente si usas un champú y acondicionador 2-en-1.

Si tu cabello se hace menos espeso y tienes problemas para mantener el volumen, podrías estar sufriendo de alguna forma de pérdida de cabello. Una consulta gratuita con los profesionales líderes en pérdida de cabello de Vinci Hair Clinic puede ser lo que necesitas para llegar a la fuente del problema. ¡Asegura hoy mismo tu cita al ponerte en contacto con nosotros!