Call Us
0

El cabello humano pasa por tres fases, a saber: la fase de crecimiento (en la que crecen pelos nuevos), la fase de reposo (en la que el cabello no crece ni se cae), y la fase de muda (en la que se caen los pelos que estaban en fase de reposo). Cada día se nos caen entre 50 y 100 hebras capilares. Es un proceso normal, que no tiene mayor efecto sobre nuestra apariencia. En la muda sólo perdemos una pequeña cantidad de pelo, y normalmente nos salen más cabellos para compensar. Sin embargo, algunas personas pueden empezar a perder una cantidad inusual de pelo, lo cual puede suceder por varias razones.

Se cree que la causa más importante es la genética, pero la caída del cabello puede ocurrir por envejecimiento natural, por ciertos cambios hormonales, por algunas enfermedades, o como un efecto secundario de ciertos medicamentos y suplementos. El estrés y el uso de ciertos peinados y tratamientos también pueden causar pérdida capilar, la cual puede ser permanente o temporal. Es algo que le puede pasar a cualquier persona, pero es más común en los hombres. Sea cual sea la causa, hay varias formas de prevenir o detener la caída del cabello, antes de que siga empeorando. Las posibilidades de ralentizar o detener la calvicie serán mayores si empezamos a combatirla desde que aparecen los primeros síntomas.

Formas de prevenir la pérdida capilar

Enriquece tu dieta con proteínas y vitaminas

Los alimentos que consumimos tienen un efecto significativo sobre la salud de nuestro cabello. Es fundamental tener un suministro adecuado de vitaminas A, C, D y E, proteínas, ácidos grasos esenciales, hierro y zinc. La deficiencia de estos nutrientes puede obstaculizar el crecimiento del cabello o provocar su caída. Una dieta rica y equilibrada estimula el crecimiento y la salud del cabello, ya que se nutren los folículos pilosos. En nuestra dieta debemos incluir verduras de hoja verde, granos enteros, nueces y pescado.

Reduce la ingesta de alcohol

El cuerpo produce una proteína llamada queratina, que reduce el nivel de acidez. Esta proteína también juega un rol fundamental en la salud de los folículos capilares. El consumo excesivo de alcohol hace que el cuerpo utilice la queratina para reducir la excesiva acidez, y como consecuencia se debilitan los folículos pilosos. La debilidad de estos folículos hace que se reduzca el crecimiento del cabello, y empeora la caída del mismo.

Reduce el estrés

Diversos estudios han llegado a la conclusión de que los altos niveles de estrés pueden producir pérdida capilar. Cuando el cuerpo está bajo un estrés significativo, los folículos pilosos entran en la fase de reposo, lo que impide el crecimiento de cabello nuevo. Con el tiempo, el cabello afectado puede terminar cayéndose, incluso con sólo tocarlo, peinarlo o lavarlo.

Masajea el cuero cabelludo con aceites esenciales

Los aceites esenciales, como los de madera de cedro, romero, malojillo, lavanda o menta, pueden ayudar a tratar ciertas afecciones del cuero cabelludo, incluyendo la caspa, el encanecimiento prematuro y la inflamación, condiciones que pueden terminar causando pérdida capilar. Los aceites esenciales contienen propiedades antifúngicas y antibacterianas. Ayudan a cicatrizar las heridas y estimulan el crecimiento y la salud del cabello, al mejorar el flujo sanguíneo en el cuero cabelludo.

Evita las duchas calientes

El agua caliente puede despojar al cabello de los aceites naturales que lo protegen, lo que provoca resequedad, irritación e inflamación del cuero cabelludo.

Mantente hidratado

El agua es la fuente de energía de todas las células vivas, incluidas las células que producen cabellos nuevos. Si nos mantenemos hidratados, podemos estimular el crecimiento de un cabello saludable. La deshidratación detiene el crecimiento capilar instantáneamente. Además, el pelo se vuelve quebradizo cuando no cuenta con la humedad necesaria.

Utiliza productos adecuados para el cabello

Algunos productos pueden contribuir a la caída del cabello. Lo mejor es evitar productos que contengan sustancias químicas o ingredientes como el lauril-sulfato de sodio (LSS), un químico emulsionante bastante abrasivo, que no sólo elimina la suciedad y la grasa de las hebras capilares, sino que también despoja al cabello de su barrera natural. Si usas productos adecuados evitarás la irritación y la resequedad en el cuero cabelludo, y también podrás reducir la posibilidad de dañar los folículos capilares.

Mantener una buena rutina de cuidado diario

Además de usar los productos adecuados, es vital seguir una rutina adecuada de cuidado capilar, para prevenir la alopecia y mantener la salud del cuero cabelludo, de los folículos y de las hebras capilares. Un buen régimen de cuidado incluye el lavado regular con agua fría o tibia, el uso de acondicionador y los masajes con aceites. El recorte periódico es necesario para retirar las puntas abiertas, y también debemos evitar las herramientas que le aplican demasiado calor al cabello.

Hacer ejercicio regularmente

La falta de ejercicio y la mala nutrición pueden hacer que los folículos entren en reposo, lo que no sólo evitará que crezca cabello nuevo, sino que también puede causar una caída prematura del mismo. Si hacemos ejercicio regular, podremos mejorar la circulación sanguínea en el cuero cabelludo, lo que estimulará a los folículos capilares a producir cabello nuevo.

Evita peinarte el cabello cuando está mojado

Cuando el cabello está mojado, está en su punto más débil. Además, también es mucho más propenso a enredarse. Si halas o cepillas el cabello mojado con fuerza, puede producirse rotura o pérdida capilar.

Cuidar apropiadamente el cabello es la mejor forma de prevenir su caída. Lamentablemente, si los genes no están de tu lado, es probable que desarrolles calvicie de todas formas. En ese caso, ni los masajes ni el ejercicio podrán hacer mucho para revertir la situación. Por eso existen clínicas especializadas como Vinci Hair Clinic, que pueden ayudarte a combatir este problema. Existen varias alternativas médicas y quirúrgicas, y los profesionales de Vinci Hair Clinic te pueden ayudar a escoger la solución más adecuada para tu caso en particular. Reserva tu consulta hoy mismo, para que empieces a olvidarte para siempre de tus problemas capilares.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X